Buscar

¿POR QUÉ TODOS DEBERÍAMOS DE PONERNOS DE CABEZA TODOS LOS DÍAS?


Por alguna razón me he vuelto adicta a estar de cabeza, es mi medicina diaria, algo que me hace sonreír y respirar paz todos los días. Pero lo más interesante, es que esto tiene una explicación científica que justifica que todos deberíamos hacerlo al menos una vez al día…


Las posturas invertidas le dan la vuelta a nuestro mundo, brindándole a nuestro cuerpo una estimulación nueva y fresca. La sangre fluye de forma invertida, nutriendo la parte superior de nuestro cuerpo, especialmente el cerebro y las neuronas. Incluso funciona como un “lifting facial” dándole un efecto luminoso y rejuvenecedor a nuestra cara.

Cualquier fluido que es retenido en los pies y las piernas es drenado, reduciendo la aparición de venas varicosas.

En este proceso, la sangre masajea y estimula profundamente a los órganos internos que encuentra a su paso, y así el estómago, páncreas, hígado y los riñones optimizan su funcionamiento.


Las inversiones estimulan a la glándula pituitaria y el hipotálamo, produciendo que el sistema endocrino opere de modo más eficiente. Esto se refleja en nuestro metabolismo e incluso en nuestra forma de pensar y enfocar nuestra mente.

Al desintoxicar las glándulas suprarrenales se crea un pensamiento más positivo, disminuyendo la depresión y poniendo una sonrisa en nuestro rostro.


Además, la mejoría en el sistema endocrino, produce una mayor eficiencia en la producción de hormonas sexuales, por lo que puedes incluso, esperar una mejoría en tu vida sexual con la práctica consistente de inversiones.

Por su parte, la respiración se vuelve profunda, lo que maximiza el intercambio de oxígeno por dióxido de carbono, estimulando una forma correcta de respirar que puede ser incorporada a nuestra vida diaria, ya que tranquiliza nuestra mente combatiendo el estrés asociado a una respiración corta.